viernes, 27 de octubre de 2017

ELA logra un acuerdo histórico que pone fin la huelga de residencias, la más larga de la historia de Bizkaia

El convenio recogerá las reivindicaciones de las trabajadoras: 35 horas, incremento salarial superior a 140 euros mensuales, y 100% en baja por accidente o enfermedad laboral.Representantes de ELA han suscrito hoy, viernes 27 de octubre, un acuerdo con las tres patronales del sector (Gesca, Lares y Elbe) un acuerdo que pone fin a la huelga que desde hace más de dos años vienen manteniendo las trabajadoras de las residencias de Bizkaia. Con la firma del acuerdo en el Consejo de Relaciones Laborales y tras la posición favorable de las delegadas en las asambleas de los últimos días, las trabajadoras han optado por la desconvocatoria de la huelga.
Comunicado de las trabajadoras:
En primer lugar, ELA felicita a las trabajadoras de las residencias porque han sido un ejemplo de lucha en un conflicto duro y difícil. Nuestra firmeza e ilusión han permitido superar importantes obstáculos, en especial un decreto de servicios mínimos abusivo con el único objeto de desgastar a la huelguistas e invisibilizar el conflicto.
Ha sido una huelga de mujeres que, desde nuestra humildad, sinceramente creemos que estamos escribiendo una página de la historia en el movimiento sindical. Ha sido más que un conflicto laboral, también ha sido una lucha social y feminista, ya que hemos avanzado hacia la dignificación de los trabajos de cuidados. En este sentido, queremos agradecer, de todo corazón, las múltiples muestras de apoyo recibidas durante el conflicto y, en especial, a la asociación de familiares Babestuz, con quienes seguiremos trabajando para mejorar la calidad asistencial en las residencias de Bizkaia.
El acuerdo recoge las principales reivindicaciones planteadas al inicio del conflicto como son las 35 horas de jornada semanal, el salario mínimo de 1.200 euros, mejoras en las coberturas de bajas y actualización de los pluses.
En concreto, el acuerdo recoge:
- La vigencia del convenio será hasta 2020, y supondrá una mejora en nuestras condiciones salariales y de jornada que supera el 20%.
- El incremento salarial será de más de 140 euros mensuales. Se empezará a aplicar desde septiembre de 2017, con una subida lineal mensual de 40 euros en 2017 y 2018; una subida de 45 euros al mes en 2019; y una subida lineal de 55 euros mensuales en 2020.
- En la jornada laboral se acuerda una reducción progresiva de la jornada del convenio sectorial de casi 200 horas. De las actuales 1.698 horas de trabajo (de ellas, 15 para formación) pasaremos a trabajar 1.517 horas (20 para formación). Por un lado, logramos las 35 horas semanales, pero también se reconocerá a todas las trabajadoras el descanso del bocadillo como tiempo de trabajo efectivo. Esta reducción de jornada traerá consigo que haya mas trabajadoras en los centros mejorando así la calidad asistencial de usuarios y usuarias.
- Además, se logra el reconocimiento de la no penalización económica en caso de accidente laboral o enfermedad profesional, percibiendo el 100% del salario en estos casos. También aumenta el plus de fin de semana (de 1,70 a 2,75 euros) y los pluses de nocturnidad.
Mantenemos además todas las clausulas anti-reforma por las que luchamos en el anterior convenio, clausulas que motivaron que Cebek no firmara el anterior acuerdo.
Decíamos el pasado 1 de mayo, cuando llevábamos ya más de 250 días de huelga, que el sistema nos necesitaba sumisas y calladas, y que estaban utilizando todos los instrumentos a su alcance para que volviéramos al redil: nos acusaban de maltratar a los usuarios de las residencias, nos despedían a compañeras de lucha, nos trataban como ciudadanas de segunda, subalternas, manipulables, sin iniciativa ni capacidad de decisión. En definitiva, nos faltaban al respeto. Pero éramos muy conscientes, entonces y ahora, de que todo esto tenía una intención: que cediéramos a su chantaje.
Pero nosotras decidimos que no, que no íbamos aceptar el papel que nos quieren hacer jugar, que no íbamos a ceder ante el chantaje de la Diputación, ni al chantaje de sus empresas amigas, que habíamos roto el silencio y la sumisión, y que no íbamos a parar hasta lograr que se dignificaran nuestras condiciones de trabajo y también las condiciones de vida de las personas usuarias de las residencias.
Y hoy, tras mucho sufrimiento, muchas noches sin dormir y decenas y decenas de manifestaciones y concentraciones, podemos decir alto, claro, y con mucho orgullo, que hemos logrado no ceder al chantaje y lograr una gran victoria sindical, social y dar una gran paso adelante en la emancipación de la clase trabajadora de este país.

viernes, 13 de octubre de 2017

La Consejería estudia más de 35 solicitudes de empresas que quieren abrir nuevas ITV

Un coche y una moto pasando por delante del solar adquirido en la carretera de Alicante para habilitar una nueva ITV. NACHO GARCÍA / AGM
JORGE GARCÍA BADÍAMURCIA
Sobre la mesa de la Consejería de Empleo, Universidades y Empresa hay pendientes de estudio más de 35 solicitudes de empresas interesadas en montar nuevas instalaciones de inspección técnica de vehículos (ITV) a lo largo del territorio autonómico. Los expedientes se irán resolviendo al margen de cuando se publique el nuevo decreto que regulará el sector y que se está negociando con los sindicatos, ya que la Consejería en la actualidad está aplicando la normativa que rige a nivel estatal y está facultada para conceder autorizaciones a nuevos operadores.
La ampliación de la red regional de estaciones es imparable, a pesar de los parones que están impulsando los sindicatos reclamando al Gobierno regional que mantenga el régimen de concesiones y que no se privatice la ITV de Alcantarilla. Prueba de ello es que próximamente comenzarán las obras de una nueva estación en la carretera de Alicante, a escasos metros de la entrada a Monteagudo.

De momento, en el solar elegido, con acceso directo desde la N-340 para facilitar la entrada y salida de vehículos, ya se ha instalado un cartel en el que se anuncia: «Solar adquirido para ITV». El expediente lo impulsa Joberco, con sede en Molina de Segura, y recibirá autorización cuando finalice la obra con la perspectiva de realizar más de 48.000 inspecciones anuales a turismos, camiones, autobuses... De forma que la nueva red regional de estaciones ITV podría inaugurarse antes de que acabe el año en la carretera de Alicante.
El futuro decreto del Gobierno regional regulará el sector a través de un sistema de autorización restringida
Después de que el PSOE y Ciudadanos frenasen en la Asamblea Regional el modelo que preveía sacar a concurso seis lotes, que incluían la construcción de once nuevas estaciones y la privatización de la ITV de Alcantarilla, ahora el departamento del consejero Juan Hernández trabaja en sacar adelante un decreto que se sustenta en un modelo similar al de La Rioja. «Se está trabajando en un modelo basado en un sistema de autorización restringida».
En la práctrica, esto supone que las nuevas ITV se construirán en el municipio donde la iniciativa privada lo solicite, siempre y cuando, el inversor cumpla con los requisitos que establezca el futuro decreto. La desaparición del sistema actual de concesión repercutirá en el coste de cada inspección. «El marco cambia de ser un sistema concesional con unas tarifas fijas, a un sistema de autorización con unas tarifas máximas, las cuales siempre pueden ser aplicadas a la baja por los titulares en base al mercado».
Las inversiones de las empresas que obtengan el visto bueno serán de hasta 3 millones
Las tarifas máximas que se podrán cobrar quedarán establecidas a través de una orden, pero en la práctica todo dependerá de la competencia. El sistema de autorización también repercutirá en las arcas regionales: «En el régimen concesional existen los cánones que deben pagar los concesionarios, que en el caso de las autorizaciones desaparecen, pudiéndose establecer una tasa a pagar por cada estación». Las estaciones que en la actualidad están funcionando en Jumilla, Molina de Segura, Cartagena, San Pedro del Pinatar, Lorca y Caravaca de la Cruz, «han pasado automáticamente a autorización administrativa». Ya no funcionan bajo el modelo de concesión debido a que expiró el periodo de explotación y no se sacaron a concurso las instalaciones tras la negativa de la Asamblea Regional al modelo de los seis lotes.
Las empresas no pagarán canon a la Consejería, pero deberán abonar el valor de las instalaciones en las que siguen operando y cuya construcción fue financiada total o parcialmente por el Gobierno regional. Por su parte, las mercantiles se beneficiarán de operar sin el límite de tiempo que impone la concesión y para que la calidad del servicio no baje en las revisiones, la Consejería advierte a los empresarios de que la autorización solo «será ilimitada mientras cumplan con los requisitos». Si bajan el listón, el Ejecutivo regional les podría revocar el permiso.

No habrá privatización

El futuro sistema de autorización restringida satisfará una de las peticiones de los sindicatos: no privatizar la ITV de Alcantarilla. Así lo confirman desde el departamento del consejero Juan Hernández: «Las previsiones son las de mantener la gestión pública». A pesar de que estas instalaciones cerraron 2016 con unos ingresos de 2.052.656 euros, en la hoja de ruta del Gobierno regional no se contempla ampliar el personal. En la actualidad, hay seis mecánicos en el turno de mañana y cuatro por la tarde, y desde CSIF defienden que la estación «sería más rentable» para las arcas regionales con diez mecánicos por la mañana y seis por la tarde.
«También habría menos colas». Precisamente, el tiempo de espera es una de las quejas recuerrentes de los usuarios y la Consejería espera rebajar las colas ampliando la red regional con las 35 solicitudes de nuevas ITV que se están estudiando. Las que reciban la autorización administrativa generarán inversiones de hasta 3 millones de euros.
La Comunidad tratará de bajar las tarifas hasta un 30%
El consejero de Empleo, Universidades y Empresa, Juan Hernández, subraya que su departamento está centrando todos sus esfuerzos en «consensuar» con los sindicatos el nuevo decreto que regulará las ITV de la Región. Al pasar del modelo de concesión al de autorización restringida, «se busca una nueva red regional, con más estaciones y menos colas, con mejores servicios y más cercanos al ciudadano». El consejero subraya que también se pretende lograr «tarifas más bajas para los clientes». La horquilla que maneja su departamento es reducir entre un 25% y un 30% los precios actuales de cada revisión, tanto en las estaciones que operan en la actualidad como en las que obtengan una autorización en el futuro. «Evidentemente, uno de los objetivos de la Consejería es abaratar al máximo el coste para los ciudadanos».

martes, 1 de agosto de 2017

ELA paga hasta 1.733 euros mensuales a los trabajadores que participan en sus huelgas

JOSEAN IZARRA   Bilbao                     31 JUL. 2017 08:02
El secretario general de ELA Adolfo 'Txiki' Muñoz durante su intervención en la celebración del 1 de Mayo. ARABA PRESS
                   - El sindicato nacionalista destinó entre 2012 y 2016 más de 19,1 millones de euros de su 'caja de resistencia'. Durante ese periodo en Euskadi se convocaron 514 huelgas en las que participaron más de 100.000 trabajadores y se perdieron 404.348 jornadas laborales

El sindicato nacionalista ELA destinó entre el año 2012 y el 2016 más de 19,1 millones de euros para compensar económicamente a los trabajadores que participaron en las jornadas de huelga en el País Vasco y Navarra. La denominada'caja de resistencia' de la organización sindical que dirige Adolfo Txiki Muñoz entrega en 2017 entre 866, 53 euros mensuales y 1.7333,06 euros mensuales a sus huelguistas a través de un baremo en el que se establece como condición que más de una tercera parte de la plantilla de la empresa en conflicto laboral se encuentre afiliada y que apoye mayoritariamente la huelga. Con 98.960 afiliados y una representación sindical en el conjunto del País Vasco y Navarra que alcanza el 36%, el sindicato nacionalista se ha erigido en un agente de confrontación político y social con el PNV y el Gobierno del lehendakari Iñigo Urkullu ante el que exhibe su fortaleza de representación y económica.
El País Vasco contabilizó, según los datos del Consejo Económico y Social, entre 2012 y 2016 un total de 514 huelgas en las que participaron 100.089 trabajadores y acarrearon la pérdida de 404.348 jornadas laborales. En ese mismo periodo, e incluyendo también lo destinado a los trabajadores en Navarra, el sindicato ELA utilizó su potente tesorería para destinar 19.129.689 euros con los que compensar el recorte salarial de aquellos trabajadores que participaron en muchos de los conflictos colectivos que el sindicato ha liderado dentro de una estrategia de presión muy focalizada en la negociación de los convenios colectivos en cada centro de trabajo.
Las aportaciones que ELA traslada a sus huelguistas en 2012 se cuantificaban en una aportación «ordinaria» de 800,65 euros mensuales que se incrementaba hasta los 920,75 euros en el caso de que el 35% de la plantilla de la empresa en conflicto laboral estuviera afiliada a este sindicato. Además, cabía una tercera aportación de hasta 1.601,30 euros cuando se cumple las condiciones de que el 30% de los trabajadores son de ELA, el 75% de ellos apoyan la huelga y esta se considera de «interés estratégico».
Aportaciones que tras el congreso de junio se han incrementado a 866, 53 euros, 996,51 euros y 1.733,06 euros sin que en la documentación entregada por el sindicato quede claro si se produce algún tipo de retención fiscal o vinculada a la cuotas sociales que en sus salarios aportan habitualmente los trabajadores.
Según los datos aportados por la dirección de ELA durante la celebración del congreso ordinario celebrado el pasado 16 de junio, el sindicato nacionalista ingresó en el periodo comprendido entre 2012 y 2016 un total de 109 millones de euros (unos 21 millones de euros anuales) a través de las cuotas de sus casi 100.000 afiliados. Unos recursos directos a los que se sumaron los 4,8 millones por subvenciones y 2,1 millones de recursos propios. Muy lejos cuantivativamente en este desglose de ingresos se situaron los provenientes de la participación en foros institucionales (351.559 euros) y los captados como fondos de negociación colectiva (559.661 euros).
El incremento en su afiliación ha permitido que ELA obtenga un millón de euros más anualmente procedente de las cuotas de sus afiliados respecto al periodo 2008-2011 cuando declaró haber ingresado un total de 80,8 millones de euros por este concepto. Su estrategia de confrontación con el Gobierno vasco evitando la participación en los foros institucionales de diálogo social redujeron los ingresos por «participación institucional» de 1,7 millones en el cuatrienio 2008 a 2011 a los 357.559 euros de los últimos cinco años.
El incremento de ingresos en los últimos cincos años con Txiki Muñoz al frente le permitió a ELA destinar 94,4 millones de euros a gastos ordinarios, 19,1 millones para a través de la 'caja de resistencia' compensar la pérdida de retribuciones de los trabajadores en huelga y engrosó sus provisiones con 4,1 millones de euros que se suman a los 4 millones de euros que también se habían destinado a provisiones en el periodo anterior, según los datos aportados por el sindicato nacionalista a los delegados que participaron en su congreso.
Datos en los que también se refleja la dimensión interna de este sindicato que sólo en el País Vasco cuenta con 250 trabajadores repartidos entre sus sedes de Bizkaia (118), Gipuzkoa (105) y Álava (37) y entre los que se encuentra un grupo de unos 70 abogados. Ellos son los encargados de activar los más de 8.000 expedientes anuales que el sindicato traslada en los juzgados sociales que, por ejemplo en 2016, se sustanciaron en la celebración de 6.059 juicios. Además, los abogados de ELA asesoraron el año pasado a más de 8.500 afiliados en sus litigios y a otros 1.500 trabajadores que acababan de afiliarse muy probablemente para conseguir la cobertura jurídica de uno de los servicios que más mima la organización sindical dirigida por el secretario general Adolfo Txiki Muñoz.
k



viernes, 12 de mayo de 2017

"Quiero hacerme de tu equipo"

Adolfo Muñoz "Txiki"

2017-05-11
El pasado 1º de Mayo estuve sentado en la comida que organizó el sindicato al lado de unos militantes de ELA de una empresa importante que tiene muchos centros de trabajo. Resulta, según me contaron, que el convenio de su centro de trabajo es el mejor de todo el Estado con diferencia y a la empresa no le gusta. La empresa quiere acabar con las condiciones más favorables logradas con lucha sindical y nuestros militantes le dicen a la empresa que, para eso, que no cuente con ellos ni con ELA.
La empresa, para superar las resistencias de ELA, ha puesto en marcha nuevas estrategias de contratación. Traer trabajadores de fuera: de Marruecos, Extremadura, Andalucía… Su objetivo: debilitar la identidad colectiva que existe en ese centro y que ha sido responsable del convenio que disfrutan. El caso es que la militancia de ELA, cuando estas personas entran en la empresa, les explican cuales son sus derechos, lo que han hecho para lograrlos, el trabajo del sindicato, etc... Hacen con los nuevos lo que han hecho siempre con todos y todas: acercarles el sindicato. Los compañeros que vienen de fuera dicen que nunca, en ningún sitio donde hayan trabajado, nadie de ningún sindicato se les había acercado a explicarles esas cosas.
El caso es que a través de esa cercanía con esos compañeros a la empresa no le salen las cuentas. Varios de esos que vienen de fuera se dirigen a los delegados de ELA para decirles “oye, yo quiero hacerme de tu equipo”.
Zorionak por el buen trabajo sindical que estáis haciendo. Las realidades sindicales en los centros de trabajo, para bien o para mal, dependen de militantes que saben construir poder sindical. Pues eso “quiero hacerme de tu equipo”.

jueves, 27 de abril de 2017

Con una representación del 100%, ELA firma la renovación del convenio en la ITV de Urnieta e Irun


El sindicato ELA informa que la plantilla de la empresa Tüv Rheinland Ibérica S.A., con centros en Urnieta e Irun, ha firmado la renovación del convenio para los próximos 4 años (hasta el 31/12/2010).
La plantilla de las ITV de Urnieta e Irun representada por el comité, perteneciente a la empresa concesionaria del Gobierno Vasco Tüv Rheinland Ibérica S.A, ha firmado la renovación del convenio para los próximos 4 años, hasta el 31-12-2020.
La firma y formalización del acuerdo definitivo se realizó el viernes 21 de abril en la sede del PRECO en Donostia.
Los trabajadores/as recuerdan que las dos últimas renovaciones del convenio (año 2009 y año 2012) supusieron tener que realizar sendas huelgas de 6 y 9 meses respectivamente, hasta la firma satisfactoria de un acuerdo, en los mismos términos que los realizados hoy.
El acuerdo recoge el blindaje ante la última reforma laboral y un incremento salarial de IPC + 1% para cada año de vigencia del convenio hasta el año 2020.
Por ese motivo, los trabajadores comunican su satisfacción por la renovación del convenio y animan a la clase trabajadora a organizarse y luchar por nuestros derechos laborales.

viernes, 21 de abril de 2017

El comité de empresa de las ITVs de Urnieta e Irun acuerda la renovación del convenio para los próximos cuatro años

El comité de empresa de las ITVs de Urnieta e Irun acuerda la renovación del convenio para los próximos cuatro años


SAN SEBASTIÁN, 21 Abr. (EUROPA PRESS) - Los trabajadores de las Inspecciones Técnicas de Vehículos (ITV) guipuzcoanas de Urnieta e Irun, pertenecientes a la empresa concesionaria del Gobierno vasco Tüv Rheinland Ibérica S.A, han llegado a un acuerdo de renovación del convenio para los próximos cuatro años.
 Según ha informado el sindicato ELA en un comunicado, la firma y formalización del acuerdo definitivo se ha realizado este viernes en la sede del PRECO de San Sebastián. El acuerdo recoge un incremento salarial de IPC + 1% para cada año de vigencia del convenio hasta el año 2020.
 El comité de empresa ha recordado que las dos últimas renovaciones del convenio (2009 y 2012) han supuesto para los trabajadores tener que realizar sendas huelgas de seis y nueve meses, respectivamente, "hasta la firma satisfactoria de un acuerdo, en los mismos términos que los realizados este viernes". Los empleados han expresado su satisfacción por la renovación del convenio  y han destacado que el servicio "va a continuar prestándose al cien por cien en ambos centros".



Acuerdo sin conflicto para renovar convenio de las ITV de Urnieta e Irun

San Sebastián, 21 abr (EFE).- El comité de empresa de las ITV de Urnieta e Irún (Gipuzkoa) ha llegado un acuerdo con la concesionaria de este servicio para renovar el convenio hasta 2020, lo que cierra la negociación sin los conflictos vividos en las dos ocasiones anteriores, con largos periodos de huelga.
La representación social y Tüv Rheinland Ibérica, empresa concesionaria del Gobierno Vasco, han firmado hoy en la sede del Preco en San Sebastián el acuerdo definitivo, que recoge un incremento salarial de IPC más el 1 % para cada uno de los cuatro años de vigencia del convenio.
El comité de empresa, que lidera el sindicato ELA, ha informado en un comunicado de que el servicio se va a prestar "al 100 % en ambos centros".
Recuerda que en 2009 se realizaron seis meses de huelga y en 2012 nueve hasta que lograron la firma "satisfactoria" de un acuerdo "en los mismos términos" que el suscrito hoy. 

jueves, 10 de noviembre de 2016

ELA inicia la vía hacia Tribunales Europeos para anular parte de las reformas laborales que impiden la negociación colectiva en CAPV y Navarra

28/09/2016
ELA interpuso el 18 de julio de 2016 una demanda ante la Audiencia Nacional para impugnar el I Convenio Colectivo Estatal de Restauración Colectiva frente a la patronal FEARS y los sindicatos CCOO y UGT, todos ellos firmantes, por vulneración de los derechos fundamentales de libertad sindical y negociación colectiva. El referido convenio ha sido impugnado porque supone un claro ejemplo de las nefastas consecuencias que conlleva la estatalización: impedir la negociación colectiva en la CAPV y Navarra y empobrecer de manera radical las condiciones laborales de los y las trabajadoras.
El objetivo de esta demanda es superar la jurisdicción estatal y acudir a los tribunales europeos, más garantistas, para denunciar que el marco legal vigente posibilita la exclusión del sindicato ELA de un espacio propio de negociación colectiva, lo que supone una vulneración de los derechos fundamentales de libertad sindical y negociación colectiva reconocidos en la normativa comunitaria e internacional. ELA ha confiado su representación judicial al prestigioso jurista Luis Enrique de la Villa, que hoy ha detallado los pormenores del proceso.
- Los argumentos básicos en los que se fundamenta nuestra pretensión son:
El marco legal vigente en negociación colectiva tras las dos últimas reformas laborales facilita la centralización de la negociación colectiva cerrando o excluyendo los denominados “espacios intermedios” de negociación, es decir, los autonómicos o provinciales.
Reservar al sindicalismo estatal la capacidad de negociar, y privar de ello al sindicato implantado a nivel autonómico, choca abiertamente con el derecho laboral internacional, concretamente con la Carta de Derechos Fundamentales de la UE y el Convenio Europeo de Derechos Humanos.
El art. 28 de esta Carta establece que todo sindicato tiene derecho a negociar en el nivel adecuado. De ahí se desprende que la regulación legal del Estatuto de los Trabajadores (art. 84.3 y 4, y art. 85.3e) no puede dar cabida a Convenios Colectivos que, como el ahora impugnado, impidan a un sindicato más representativo el ejercicio de una negociación colectiva útil.
- Por ello, se solicita a la Audiencia Nacional, con carácter alternativo:
La nulidad de todas las cláusulas que impiden la negociación en un ámbito inferior, por exceder los límites del ordenamiento vigente, de la Ley Orgánica de Libertad Sindical y de la Constitución.
Si se considerara que todo ello es el resultado necesario de las reformas laborales, ELA defiende que habría que confrontar dicha normativa española con el derecho comunitario, por lo que se solicita a la Sala que plantee una cuestión prejudicial al Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea.
Por último, se solicita el planteamiento de una cuestión de inconstitucionalidad ante el Tribunal Constitucional, por considerar que el Estatuto de los Trabajadores vulnera derechos fundamentales (al permitir cláusulas excluyentes en los convenios estatales).
El juicio en la Audiencia Nacional se celebró el pasado 21 de septiembre y habrá que esperar el resultado, pero en todo caso ELA ha iniciado una vía jurídica con la pretensión de continuar hasta que los Tribunales Europeos se pronuncien sobre un marco legal que promueve una recentralización estatal excluyente.
En este caso, cabe recordar los recientes pronunciamientos del Tribunal Superior de Justicia Europeo en otras cuestiones laborales, como la indemnización a interinos, cuya aplicación supondrá a buen seguro la modificación de leyes españolas, algo que podrá ocurrir también si la demanda de ELA contra la estatalización de la negociación colectiva llega a buen puerto.

miércoles, 19 de octubre de 2016

La teoría de juegos aplicada a las relaciones laborales e incluso a las elecciones políticas

Recientemente ha sido publicado un artículo científico, de la rama de ciencias sociales, que puede hacer que por fin muchos nos expliquemos los comportamientos aparentemente incomprensibles de los trabajadores españistanos. Es decir, conseguir explicar científicamente por qué los trabajadores en las elecciones sindicales prefieren votar a las candidaturas "patrocinadas" por la empresa que a las candidaturas que se sitúen más del lado del trabajador. Explicar por qué los trabajadores no secundan en masa las huelgas por muy justificadas que estén (no, no es por perder el día de salario, eso es solo la excusa). Explicar por qué los trabajadores españistanos de forma colectiva aceptan ilegalidades laborales sin límite alguno, incluyendo que la empresa les deje de pagar incluso durante años seguidos (el record publicado en Laboro es de dos años sin cobrar y sin hacer nada al respecto). Y por supuesto intentar explicar el fenómeno conocido como "el obrero de derechas".

El artículo original fue publicado en lengua de los orcos en la revista Science Advances en agosto de 2016. Hay un resumen "oficial" en lengua de la tierra media en la web de la UC3M. Afirma que en el comportamiento humano hay cuatro tipos básicos de personalidad: un 30% de envidiosos, un 20% de optimistas, un 20% de pesimistas, un 20% de confiados y un 10% de indeterminados. Es decir, que el porcentaje más elevado es el de envidiosos, con el significado que luego se explica. Y ojito, que optimista en este estudio es algo mucho peor de lo que te crees. El estudio se realizó sobre 541 sujetos de diferentes edades, niveles educativos, y estatus sociales durante una feria en Barcelona.

¿Qué hicieron con los sujetos para saber si eran envidiosos, optimistas, pesimistas o confiados? Someterlos a pruebas tales como el famoso "dilema del prisionero". Este dilema es un problema fundamental de la teoría de juegos que muestra que dos personas pueden no cooperar incluso si ello va en contra del interés de ambas. ¿Os suena que pueda tener algo que ver con las elecciones sindicales, con la negociación colectiva laboral, con la conciencia de clase obrera o incluso con las elecciones políticas? ¿Ya os vais imaginando por dónde van a ir los tiros? El dilema del prisionero, aparte de ser un problema clásico de la teoría de juegos, es también una charleta típica de barra de bar, por lo que muchos ya lo conoceréis aunque pueden que sin saber que se llama así. Su enunciación clásica es la siguiente:

«La policía arresta a dos sospechosos. No hay pruebas suficientes para condenarlos y, tras haberlos separado, los visita a cada uno y les ofrece el mismo trato. Si uno confiesa y el otro niega, el que niegue será condenado a la pena de 10 años y el que hable será liberado. Si ambos confiesan, ambos serán condenados a 6 años. Si ambos niegan, ambos serán condenados a 1 año»


Parece obvio que ambos tendrían que callarse porque de esa forma se asegurarían la pena mínima de 1a. Pero están separados (como los trabajadores) y no saben qué hará el otro, con lo que tienen la posibilidad de valorar la opción de cantar con la esperanza de que el otro se calle y así quedar libres, con el riesgo de que el otro piense lo mismo y también cante y entonces quedar encerrados ambos por 6a cada uno.

Esto es teoría de juegos pura y dura, es decir la rama matemática que estudia las estrategias óptimas y el comportamiento previsto y observado de individuos en juegos de este tipo. Se explica muy bien en la famosa escena del bar de "Una Mente Maravillosa", que no es una película sino una putada porque la pillas haciendo zapping a la 1 cuando te vas a acostar y ya no te acuestas hasta las 3 aunque la hayas visto 7 veces. En la escena, unos lumbreras en el bar ven a una rubia a la que todos les gustaría beneficiarse, acompañada por unas amigas menos agraciadas físicamente. Todos los lumbreras recuerdan en ese momento la teoría de Adam Smith, padre de la ciencia económica clásica, que dice así: "En la competencia, la ambición individual beneficia al bien común". Por lo que concluyen que tonto el último, que todos a por la rubia y que así uno se la lleva y los demás a las amigas. Pero el lumbreras máximus (Russell Crowe) afirma en ese momento con dos cataplines que Adam Smith se equivocaba, que si fueran todos a por la rubia se estorbarían y nadie se llevaría ni a la rubia ni menos aún a las amigas, por lo que recomienda que cada uno vaya a por una amiga y nadie a por la rubia para obtener el máximo beneficio colectivo. Es decir que no es cierto que el bien común se consiga siempre yendo cada uno a lo suyo sino que hay situaciones en las que el individuo tiene que pensar en que puede ser mejor para el colectivo del que forma parte una acción que en principio sea peor a nivel individual. Es decir el dilema del prisionero pero con rubia y con bar. Si los dos prisioneros aplicaran la teoría de Adam Smith buscarían cada uno su máxima ambición individual (quedar libre), por lo que ambos cantarían y no solo ninguno quedaría libre sino que ambos quedarían presos 6a. Así que Russell Crowe resulta que tiene razón y luego van y le dan el premio Nobel como a Bob Dylan pero con un poquillo más de mérito.

Anda la osa, ¿no habéis oído teorías parecidas a las de Adam Smith a los neoliberales de los debates de la tele? Sí, esos que dicen que la iniciativa privada por definición es mejor que la pública porque el servicio se mejora gracias a la competencia, por lo que es mejor la educación privada, la sanidad privada, las pensiones privadas, etc. etc. ¿Acaso sois pocos los que os han dicho más de una vez lo de Adam Smith de una forma parecida en vuestras empresas, sobre todo en las grandes que organizan cursos de esos que te meten a remar en grupo en una canoa? ¿No os dicen en esas empresas, cursos y reuniones que cada cuál tiene que dar lo mejor de sí mismo y exigir lo mejor de sí mismo a los demás para que la empresa vaya mejor? Eso en los cursos que molan de esos con corbata y papelógrafo, que es una forma superguay de llamar a un papel colgao. Porque Manolo el del bar te resume la teoría de Adam Smith mucho más fácil: todos a meter todas las horas que a mi me salga de los cimborrios porque si no la empresa cierra y el que no le guste a la puta calle. Pues a ver si va a resultar que es mentira eso de que yendo cada uno a la suyo la empresa o la sociedad en general (léase educación, sanidad, pensiones...) siempre vaya a funcionar mejor.

Pero volvamos al tema del estudio, que nos liamos con los neoliberales y se monta un festival del humor en el que nos perdemos. El estudio lo que ha hecho no es analizar si es mejor o peor que los prisioneros canten o se callen o si hay que ir o no a por la rubia. Lo que ha hecho es muchísimo más interesante, que es banalizar qué hace realmente la gente en una situación como la del dilema del prisionero. Los resultados son extraordinarios:

-   Un 30% son envidiosos y son la mayoría. Envidioso quiere decir que en una situación de ese tipo tomarán la decisión que les asegure no quedar en peor situación que los demás. Esta es probablemente la mejor definición de envidia españistana que hayas leído en tu vida. La característica fundamental del envidioso no es que le joda el bien del amigo o conocido o al menos no es solo esa. No lo es tampoco que quiera tener lo mismo que los demás aunque no le haga falta. Lo fundamental es que se comportará de forma que asegure en la medida de lo posible que los demás estén al menos igual de jodidos que él antes que actuar de forma que alguien que no fuera él pudiera resultar beneficiado. Y lo más importante es que es el colectivo mayoritario. Si te parece poca diferencia la que hay entre un 20% y un 30% quizá te parezca mayor si piensas que por ejemplo por cada 2 confiados hay 3 envidiosos.

-   Un 20% son optimistas y decidirán buscando su máximo beneficio personal pensando en que los demás decidirán buscando el bien común. Es decir que al adjetivo "optimista" no tiene ninguna acepción o significado positivo en lo que se refiere a este estudio sino que podríamos decir que simplemente es el perfil más cabronazo de todos. El que no hace huelga porque cree que los demás la harán mayoritariamente por él. El que vota al sindicato de la empresa asegurándose de que ésta lo sepa pero cree que ganará el de los trabajadores.

-   Un 20% son pesimistas y decidirán buscando su máximo beneficio personal pero pensando en que los demás también decidirán buscando lo mismo. Es decir el que no va a la huelga porque sabe o cree saber que "no va a ir nadie".

-   Un 20% son confiados y decidirán buscando el bien común.

-   Un 10% de indefinidos.

El estudio afirma, como es lógico, que los 3 primeros comportamientos son sencillamente irracionales, más claramente en el caso de los envidiosos. La conclusión del estudio es demoledora, porque conduce sencillamente a que pueden ser falsas las teorías que afirman que los colectivos en general se comportan de forma racional. Dicho de otra forma: nada menos que el 70% de la población actúa de forma irracional o poco racional (y sobre todo un 30% de forma muy irracional) en los que podríamos llamar dilemas colectivos, incluso conociendo las consecuencias colectivas negativas de su comportamiento.

Ahora traslada todo esto a una huelga, a una negociación colectiva (un convenio, un ERE, un ERTE...), al comportamiento colectivo en general de los trabajadores como clase, a las elecciones sindicales, al comportamiento de los representantes de los trabajadores e incluso a las elecciones políticas. Es decir, ¿a qué sindicato y partido político vota cada perfil? ¿Qué hacen los de cada perfil cuando negocian algo colectivamente? ¿Los que se presentan a las elecciones sindicales son de algún perfil mayoritariamente? ¿Qué perfiles tienen mayores posibilidades de ascenso en la empresa? ¿Qué perfil abunda más en los puestos con personal a cargo? ¿De qué perfil es mayoritariamente el obrero de derechas? Preguntas que no tienen fácil respuesta. Bueno, alguna puede que sí, pero para algo están los comentarios de esta web y no para preguntar cada uno por lo suyo, mira tú por dónde.
http://laboro-spain.blogspot.com.es/2016/10/teoria-juegos-elecciones.html